Publicación #260, 30 de Junio del 2019

 

Este boletín gratuito de Information Age Education es editado por Dave Moursund, producido por Ken Loge y traducido al español por Enrique Patiño. El boletín es un componente de las publicaciones de la Educación de la Era de la Información (IAE) y de Avance de la Tecnología y la Educación Globalmente Apropiadas (AGATE).

Todos los números anteriores del boletín y la información de suscripción están disponibles en línea. Además, están disponibles siete libros gratuitos basados ​​en los boletines: Alegría del aprendizaje ; Validez y credibilidad de la información; Educación para el Futuro de los Estudiantes; Comprensión y dominio de la complejidad; Conciencia y moralidad: desarrollos recientes de investigación; La creación de un lugar apropiado para el educación del siglo 21; y los Estándares Estatales Básicos Comunes para la Educación en América.

El libro recientemente revisado y actualizado de Dave Moursund, The Fourth R (Segunda edición) ahora está disponible en inglés y en español(Moursund, 2018c). La tesis de este libro es que la 4ta R de Razonamiento / Pensamiento computacional es fundamental para capacitar a los estudiantes de hoy y sus maestros a lo largo del currículo K-12. La primera edición se publicó en diciembre de 2016, la segunda edición en agosto de 2018 y la traducción al español de la segunda edición en septiembre de 2018. Los tres libros tienen ahora un total de 42.000 vistas de página y descargas.

En la próxima conferencia anual de Junio del 2019 de la Sociedad Internacional para la Tecnología en Educación, Dave Moursund será honrado por haber sido el fundador de ISTE en 1979. Este boletín y varios que lo seguirán son un breve descanso en la secuencia actual de boletines que se centran en los roles de las computadoras y las matemáticas en el currículum de historia.

 

Prediciendo el futuro

 

David Moursund

Profesor Emérito, Facultad de Educación

Universidad de Oregon

 

“El experimento más peligroso que podemos realizar con nuestros hijos es seguir estudiando igual en un momento en que todos los demás aspectos de nuestra sociedad están cambiando drásticamente” (Chris Dede, educador informático y futurista estadounidense; de ​​la declaración escrita al panel de PCAST, 1997).

“Si no sabe a dónde va, es probable que termine en otro lugar” (Lawrence J. Peter; educador estadounidense de la fama de los “Principios de Peter”; 1919-1990).

“Si un científico anciano pero distinguido dice que algo es posible, es casi seguro que tiene razón, pero si dice que es imposible, probablemente esté equivocado” (Arthur C. Clarke; autor británico de ciencia ficción, inventor y futurista; 1917 –2008).

 

No pretendo ser muy bueno para predecir el futuro de las computadoras en la educación. Pero, de vez en cuando en el pasado, he intentado ser futurista. Es bastante fascinante retroceder en el tiempo y leer muchas de las predicciones hechas por personas muy bien informadas, y especialmente observar cuántas de estas predicciones resultaron estar completamente equivocadas.

 

Uno de los primeros esfuerzos de Dave Moursund como futurista

Recientemente me encontré con mi editorial de 1988 deldía de los inocentes que escribí como una broma para predecir lo que el futuro sería en 1998: un informe sobre la All Purpose Relatively Intelligent Learner Computer (Computadora de aprendizaje relativamente inteligente para todo uso). Encontré el editorial mientras hojeaba algunos de mis viejos números de The Computing Teacher (El maestro de computación) , una publicación del Consejo Internacional de Computadoras en Educación (ICCE).

Nota para los lectores: ICCE creció hasta convertirse en la Sociedad Internacional de Tecnología en Educación (ISTE) y The Computing Teacher finalmente se transformó en el diario de ISTE, Empowered Learner.

Este boletín reproduce el editorial de 1988 con [comentarios entre paréntesis] para indicar algunas de mis predicciones relativamente exitosas y otras predicciones terriblemente pobres. También explora algunas predicciones hechas por otros en el pasado que no se han hecho realidad, y termina con algunas actividades sugeridas en el aula.

Ahora disfrutar del editorial que escribí como una broma del Día de los Inocentes de 1988 a predecir lo que el futuro sería en 1998 (Moursund, Abril de 1988, enlace ).

Un informe sobre la computadora de aprendizaje relativamente inteligente para todo uso:

Es bien sabido que los principales sistemas de hardware de computadoras que podemos comprar comercialmente están a unos cinco años de la tecnología de punta de los productos que actualmente funcionan en los laboratorios de investigación de compañías como International Business Machines o Nippon Telegraph and Telephone. Lo que es menos conocido es que los laboratorios de investigación militar altamente secretos en los Estados Unidos están unos cinco años por delante de los laboratorios de investigación de la compañía.

Hace poco me dieron un recorrido por uno de estos laboratorios altamente secretos. (Ese es uno de los privilegios de ser editor en jefe de una destacada publicación de computadoras en educación). Por supuesto, no me mostraron ninguna de las cosas secretas realmente “principales”. Y tuve que firmar un formulario prometiendo que no revelaría la ubicación de este laboratorio de investigación. Pero recibí permiso para escribir sobre las implicaciones educativas de lo que vi. [Recuerda, esta historia es ficción.]

Recibí un recorrido personal con un General como guía. Lo que vi realmente me dejó alucinado. El sistema informático que más me impresionó era del tamaño de un reproductor de cassette y pesaba alrededor de dos libras, incluidas sus baterías. [Mi tableta actual pesa un poco más de una libra.] Al principio pensé que era un pequeño reproductor de CD-ROM, y de hecho esa es una de sus funciones. Los CD-ROM que utiliza tienen aproximadamente 3 centímetros (un poco más de una pulgada) de diámetro y pueden almacenar mil millones de bytes de información en cada lado del disco. La computadora tiene dos de estas unidades de disco láser. Uno solo puede leer discos láser, mientras que el otro es un disco WORM (Write Once Read Many) que traducido es: una sola escritura, muchas lecturas. Creo que la idea es que quieran crear un registro permanente de cada uso de la computadora. La computadora tiene un pequeño bolsillo en el costado de su estuche. Me pareció que podría contener varias docenas de discos CD-ROM. [No es un muy buen pronóstico. Si bien todavía existen discos CD-ROM, las unidades de memoria USB pueden considerarse como un reemplazo. Mi búsqueda reciente en la Web encontró varios lugares donde puedo comprar unidades de 64 Gigabytes por menos de $ 12. Además, una buena conectividad y almacenamiento en la nube son alternativas a los discos CD-ROM.]

Le pregunté sobre la velocidad de esta computadora y su tamaño de memoria. El general me dijo que usa fibra óptica, una unidad central de procesamiento óptico, y hace uso de la superconductividad. [Aunque la Superconducción se usa en las computadoras cuánticas experimentales de hoy en día, todavía estamos muy lejos de esta suposición en el futuro.] Si bien el general no me dio detalles precisos (tal vez debido a la falta de conocimiento de detalles específicos), mi suposición es que la máquina es al menos mil veces más rápida que una Macintosh II, o varias veces más rápida que la computadora Cray más grande disponible actualmente. El general no pudo darme información detallada sobre la memoria primaria, pero sugirió que supera los 32 megabytes. [Los teléfonos inteligentes de gama alta de hoy son más rápidos que la computadora Cray. Mi baja suposición en el editorial, de unos 32 megabytes es francamente vergonzosa. Estoy escribiendo este documento en mi computadora iMac que tiene 8 gigabytes de memoria, o 250 veces mis 32 megabytes, supongo.]

No podía ver una pantalla de visualización en la computadora, y toda la carcasa exterior era tan pequeña que no podía contener un teclado. Le pregunté dónde se conectaban el teclado y la unidad de visualización.

El General rió y me entregó un casco a prueba de balas con un par de gafas de aspecto extraño. Me recordó a una película de tanques de la Segunda Guerra Mundial que había visto en televisión unos días antes. El general indicó que el casco y las gafas conectadas a la computadora a través de una radio de banda estrecha, con un sistema de cifrado y descifrado altamente seguro que se utiliza para garantizar la seguridad. El mismo sistema, que opera en un canal diferente, permite el contacto de voz y / o computadora con otras personas que tienen sistemas de comunicación similares. La configuración incluye salida de audio a través de altavoces integrados en los laterales del casco y entrada de voz a través de un micrófono integrado en la correa de la barbilla.

El General explicó que el sistema informático utiliza la entrada y la salida de voz. Pero, dije, ¿qué pasa si uno necesita mirar una tabla de datos o ver un mapa almacenado en la computadora? ¿Y qué papel juegan las gafas?

De nuevo, el general se echó a reír y luego me ayudó a ponerme el casco y las gafas. ¡Sorpresa! Las gafas son una pantalla de computadora de mano. Es decir, podía ver a través de las gafas y tener una visión clara de la habitación que me rodeaba. Pero cuando la computadora estaba encendida, ¡también podía ver una pantalla completa justo delante de mis ojos! [Pensé que era una idea lejana para 1988, pero mi búsqueda reciente en Google indica que las pantallas en los aviones de combate militares se remontan mucho antes. La entrada y salida de voz son de uso común hoy en día, y ahora se puede comprar un casco de motocicleta con una pantalla de visualización frontal].

Para entonces, creo que el General se estaba divirtiendo de lo abrumado que parecía. El General me mostró cómo llamar un mapa de un puesto de entrenamiento militar. La pantalla de visualización me mostró una fotografía que parecía tomada desde varios kilómetros de altura. Usando comandos hablados como Inferior, Superior, Izquierda, Derecha, Arriba y Abajo, pude concentrarme en cualquier parte de la base. Uno de los edificios que miré parecía estar diseñado para almacenar altos explosivos y había cuatro guardias parados en la única puerta. El general sugirió que dijera la palabra Ubicación. Cuando lo hice, las coordenadas y la elevación del edificio aparecieron en la pantalla. Adiviné y dije la palabra Contenido. Cuando apareció un inventario del contenido del edificio en la pantalla, el general me arrancó las gafas de la cara. ¡Supongo que no era apropiado para mí ver que el edificio contenía más de una docena de armas nucleares de veinte megatones!

No hace falta decir que eso terminó la parte práctica de mi gira. Cerca del final de la gira, pregunté si podía hablar con uno de los programadores o alguna otra persona técnica. Afortunadamente para mí, justo en ese momento nos encontramos con una persona relativamente joven vestida de civil que demostró ser un experto técnico.

Primero pregunté cuánto costaría producir en masa este sistema informático. Me dijeron que los militares esperan producir alrededor de tres millones de estos sistemas informáticos, y que la producción en masa comenzará en 1998. En la producción en masa, la versión militar reforzada de este sistema informático costará alrededor de $ 1.500 cada uno. Supongo que una versión civil, adecuada para su uso en las escuelas, costará menos de $ 400. [Teniendo en cuenta la inflación, los $ 400 no eran del todo $ 900 en términos actuales. Ahora es común que las escuelas utilicen computadoras portátiles conectadas a Internet con pantallas a color que cuestan menos de $ 400].

Luego pregunté sobre algunas de las especificaciones técnicas del hardware y pregunté qué lenguaje de programación se estaba utilizando para desarrollar el software. Supongo que el general que estaba allí intimidó bastante a la persona técnica, ya que la respuesta fue bastante cautelosa. Pero me dijeron que el hardware se llama All Purpose Relatively Intelligent Learner (APRIL) Computer o traducido Computadora de aprendizaje relativamente inteligente para todo uso, ya que hace un uso extensivo de los avances recientes en inteligencia artificial. El lenguaje utilizado para escribir el software se llama First Operational Optical Language (FOOL) o traducido al español: Primer Lenguaje Operacional Óptico.

 

 

Comentario retrospectivo agregado 4/2/2002

Este editorial se publicó por primera vez en la edición de abril de 1988 de The Computing Teacher como mi primer intento de escribir un editorial de April Fool. Varios de mis alumnos leyeron solo una parte y luego lo citaron en tareas que me entregaron. Escuché historias de que otros habían hecho lo mismo. Perdieron por completo el punto de que era una broma, y ​​lo citaron como representando lo que existe en este momento. Varias otras personas notaron que las ideas en el artículo realmente no estaban muy lejos en el futuro. Mi conclusión fue que probablemente debería renunciar a escribir los editoriales de April Fool.

 

Comentario retrospectivo agregado 24/05/2019

En comparación con 1988, la tecnología informática actual hace que la tecnología real de hace 31 años parezca muy primitiva. El mundo ahora tiene la capacidad de proporcionar a cada estudiante una tableta y / o un teléfono inteligente, acceso a Internet y a la Web, y materiales de Aprendizaje Asistido por Computadora Altamente Individualizado, Inteligente e Interactivo (HIIICAL) cada vez más potentes que cubren la mayoría de las áreas del currículo escolar.

 

Está claro que nuestras capacidades de hardware y software en el curso continuarán mejorando. Lo que está menos claro es la medida en que aprenderemos a hacer un uso efectivo de tales capacidades en la educación PreK-12.

Si observamos a los adultos en el mundo de hoy, descubrimos que están aprendiendo a hacer un uso rutinario de dicha tecnología. Sin embargo, nuestras escuelas aún dependen en gran medida de los libros cerrados y las pruebas sin computadora. Mi visión del futuro es que eventualmente proporcionaremos una computadora abierta, un tipo de educación de conectividad abierta que pueda preparar mejor a nuestros estudiantes para el mundo adulto de hoy y mañana. Para obtener más información sobre este tema, consulte mi libro gratuito, La Cuarta R (Segunda edición) (Moursund, 2018, enlace ).

 

Algunos pronósticos divertidos e incorrectos

Cualquiera puede hacer pronósticos para el futuro. Cada uno de nosotros hacemos esto todo el tiempo. Por ejemplo, muchos de nosotros dependemos de los pronósticos del tiempo. Las computadoras juegan un papel importante en el pronóstico del tiempo, y la ciencia del pronóstico del tiempo está mejorando, pero aún tiene un margen considerable de mejora.

Algunos pronósticos tienen más credibilidad que otros. Considere la siguiente declaración hecha por Thomas Edison en 1913:

“Los libros pronto serán obsoletos en las escuelas … Los académicos pronto podrán enseñar a través del ojo. Es posible tocar cada rama del conocimiento humano con la película ”. (Thomas A. Edison; inventor y empresario estadounidense; 1847–1931.)

El desarrollo de películas fue un gran logro. Pero, ¿para qué se usarían las películas? Ciertamente para el entretenimiento, y ciertamente tendrían un valor educativo. Sin embargo, una predicción de que causarían que los libros se vuelvan obsoletos parece ser ridícula para una persona que la hizo en 1913.

Aquí hay dos más de mis pronósticos favoritos muy pobres:

“Creo que hay un mercado mundial para aproximadamente 5 computadoras”. (Thomas J. Watson, Presidente de la Junta de IBM, alrededor de 1948).

“Parece que hemos alcanzado los límites de lo que es posible lograr con la tecnología informática, aunque uno debe tener cuidado con tales declaraciones, ya que tienden a sonar bastante tontas en 5 años”. (John Von Neumann, alrededor de 1949. )

Ambas personas jugaron un papel importante en el desarrollo y la proliferación de las computadoras. Al menos John Von Neuman tuvo el buen sentido de sugerir que su predicción podría estar equivocada. Ni preveía la importancia futura del transistor que acababa de inventarse en 1948, ni la del circuito integrado inventado en 1949, ya que pasaron años para que estos inventos se utilizaran a gran escala.

Las computadoras ahora son ubicuas, pero no fue fácil ver que esto ocurriría. En 1968, un ingeniero de la División de Sistemas de Computación Avanzada de IBM preguntó: “¿Pero para qué sirve?” Al comentar sobre el microchip. Y, aquí hay una cita de 1977 de Ken Olson, presidente de Digital Equipment Corporation (en un momento un fabricante de computadoras muy grande y exitoso): “No hay ninguna razón para que una persona tenga una computadora en su casa”. Esta última declaración se realizó en un momento en que la computadora en un chip ya había existido durante media docena de años y la explosión de la microcomputadora apenas comenzaba.

Luego, piense en el concepto de una oficina sin papel (o un aula sin papel). Durante mucho tiempo se pronosticó que esto ocurriría pronto, pero pronto todavía parece estar muy lejos (Allen, 2002, enlace).

En 1970, el futurista Alvin Toffler proclamó que “hacer copias en papel de cualquier cosa es un uso primitivo de las máquinas y viola su espíritu”. Cinco años más tarde, el jefe del Centro de Investigación Palo Alto de Xerox comenzó a ver la oficina sin papeles en el horizonte y se aventuró a que en el futuro “No sé cuántas copias impresas querré en este mundo”.

Para concluir con un final más positivo de esta sección, aquí hay una cita de alguien que realmente lo hizo bien:

“En su calidad de herramienta, las computadoras no serán más que una onda en la superficie de nuestra cultura. En su calidad de desafío intelectual, no tienen precedentes en la historia cultural de la humanidad. “(Edsger Dijkstra; informático holandés; 1930-2002).

 

Actividades sugeridas en el aula

Aquí hay una pregunta importante a considerar: ¿Qué queremos que los estudiantes en nuestras escuelas aprendan sobre predecir el futuro?

Por ejemplo, queremos que aprendan que hay consecuencias por las acciones que están considerando tomar. Si estoy parado en la fila del almuerzo y estoy considerando empujar a la persona frente a mí, debería saber que habrá consecuencias, y algunas de ellas pueden ser desagradables.

Estas tres actividades podrían adaptarse para la exploración de los estudiantes en una variedad de áreas curriculares y niveles de grado. Las dos primeras se basan en la recopilación de citas en línea en 101 Excelentes Citas de Programación de Computadoras: Predicciones que No se Hicieron Realidad (Toady, 1/11/2008, enlace).

Seleccione una de las predicciones fallidas y luego imagine / prediga cómo sería el mundo hoy si realmente se hiciera realidad. ¿Sería el mundo mejor o peor hoy?

Seleccione una de las predicciones que se ha hecho realidad, y luego imagine / prediga cómo sería el mundo hoy si no se hubiera hecho realidad. ¿Sería el mundo mejor o peor hoy?

Desafíe a los estudiantes a hacer sus propias predicciones para “diez años a partir de ahora”. . . ”Y luego describa cómo el éxito de su predicción podría cambiar el mundo en que vivimos hoy.

Las actividades a continuación están tomadas de la sección Mensaje especial para maestros del artículo de IAE-pedia , Lo Que Nos Depara el Futuro (Moursund, 2019, enlace).

Considere establecer un período de “futuros” cada semana, en el que involucre a sus estudiantes en una exploración de posibles futuros en los que vivirán y cómo las materias que está enseñando están ayudando a prepararlos para estos posibles futuros. Una forma de hacerlo es seleccionar un tema de la lista de este año u otras listas anuales publicadas en este sitio web. Involucre a los estudiantes en una discusión sobre lo que saben sobre el tema. Quizás apunte a algún material para leer. Involúcrelos en una discusión sobre cómo el contenido que está enseñando encaja con su preparación para la vida en un mundo en el que los pronósticos en este sitio web bien pueden hacerse realidad.

Otro enfoque es alentar a sus estudiantes a que traigan materiales impresos y enlaces web que contengan pronósticos del futuro. Cada semana, un pequeño equipo diferente de estudiantes podría asumir la responsabilidad de dirigir la sesión semanal de “futuros”.

Otro enfoque más es plantear la siguiente pregunta a sus alumnos cerca del comienzo de cualquier nueva unidad de estudio: “¿Qué cambios están ocurriendo en todo el mundo que están teniendo un gran impacto en esta unidad de estudio?” La idea es enfatizar el cambio y la comprensión de que está ayudando a sus estudiantes a obtener una educación que los prepare para un mundo cambiante.

Los maestros que trabajan con estudiantes también pueden estar interesados ​​en que los estudiantes investiguen e informen sobre una o más “predicciones de futuro” de hace 5 a 10 años, o tal vez cuando estaban en primer grado, o el año en que nacieron, y así sucesivamente. Pueden descubrir qué predicciones se han convertido hoy en parte de nuestro mundo y cuáles no se materializaron, y por qué o por qué no en cada caso.

 

Observaciones finales

La predicción precisa a veces nos permite cambiar el futuro. Supongamos que una mañana temprano escucho a un pronosticador meteorológico local predecir fuertes lluvias a partir de las 10:00 a.m. y continuar durante el resto del día. Según este pronóstico, uso mi impermeable y llevo un paraguas cuando salgo de casa para ir a trabajar. Llueve todo el día. Sin este pronóstico, probablemente habría terminado tanto húmedo como frío más tarde en el día. Actuar según el pronóstico cambió mi futuro. La predicción precisa a veces nos permite cambiar el futuro.

Piensa en las consecuencias de mis actos en una predicción que demuestra estar equivocada. Quizás no llueve en absoluto ese día. Me sentiré avergonzado de que me vean llevando un paraguas y un impermeable en un día que resulta brillante, cálido y soleado. La idea clave es que las predicciones tienen diferentes niveles de corrección, y actuar sobre predicciones que pueden ser incorrectas puede tener malas consecuencias. Vale la pena ayudar a los estudiantes a aprender este concepto, tanto dentro como fuera de la escuela.

La ciencia nos permite hacer predicciones bastante precisas en muchas situaciones diferentes. Como un ejemplo, podemos predecir con precisión a qué hora saldrá el sol y se pondrá en una ubicación particular en la tierra con muchos años de anticipación. Podemos predecir el tiempo y el camino del próximo eclipse solar. ¿Qué queremos que nuestros estudiantes aprendan sobre probabilidad y sobre pronósticos basados ​​en análisis estadísticos?

Podemos trabajar para mejorar nuestra propia precisión al hacer muchos tipos de predicciones. También es importante ayudar a nuestros estudiantes a desarrollar su propia habilidad para hacer predicciones, así como su habilidad para analizar las predicciones hechas por otros.

 

Referencias y recursos

Allen, FE (noviembre / diciembre de 2002). El mito de la oficina sin papel, y por qué la suya es más desordenada que nunca. Herencia americana. Consultado el 27/05/2019 en https://www.americanheritage.com/myth-paperless-office.

Moursund, D. (2019). Lo que nos depara el futuro. IAE-pedia. Consultado el 5/26/2019 en http://iae-pedia.org/What_the_Future_is_Bringing_Us.

Moursund, D. (2018). La cuarta R (segunda edición). Eugene, OR: Educación en la era de la información. Consultado el 3/3/2019 en http://iae-pedia.org/The_Fourth_R_(Second_Edition). Descargue el archivo de Microsoft Word de http://iae.org/downloads/free-ebooks-by-dave-moursund/307-the-fourth-r-second-edition.html. Descargue el archivo PDF de http://iae.org/downloads/free-ebooks-by-dave-moursund/308-the-fourth-r-second-edition-1.html. Descargue la edición en español de http://iae-pedia.org/La_Cuarta_R_(Segunda_Edici%C3%B3n).

Moursund, D. (2016). Tres escenarios matemáticos de 1987. IAE-pedia. Consultado el 27/05/2019 en http://iae-pedia.org/Three_1987_Math_Education_Scenarios.

Moursund, D. (abril de 1988). Un informe sobre el All Purpose  Relatively InteLigente Leraner Computer. The Computing Teacher. Acceda a un PDF de este documento en http://iae.org/downloads/doc_download/69-april-1987-88.html.

Moursund, D. (marzo de 1987). Chesslandia: una parábola. IAE-pedia . Consultado el 26/05/2019 en http://iae-pedia.org/Chesslandia.

Moursund, D. y Billings, K. (1988). Un escenario de escuela primaria. SIG CUE Outlook . Publicado por la Association for Computing Machinery (ACM) en otoño de 1988. Una versión gratuita en línea de este escenario está disponible en http://iae-pedia.org/An_Elementary_School_Scenario.

Sylwester, R. (2007). Visión 20/20 para los desafíos 2020. IAE-pedia . Consultado el 26/05/2019 en http://iae-pedia.org/20/20_Vision_for_2020_Challenges.

Toady, T. (11/11/2008). 101 Grandes citas de programación de computadoras: predicciones que no se hicieron realidad. DevTopics. Consultado el 29/05/2019 en http://www.devtopics.com/101-great-computer-programming-quotes/.

 

Autor

David Moursund  es profesor emérito de educación en la Universidad de Oregon y editor del boletín informativo del IAE. Su carrera profesional incluye la fundación de la Sociedad Internacional de Tecnología en Educación (ISTE) en 1979, desempeñándose como oficial ejecutivo de ISTE durante 19 años, y el establecimiento de la publicación principal de ISTE, Liderando y Aprendiendo con la Tecnología (ahora publicado por ISTE como Aprendiz Empoderado). Fue el profesor principal o co-profesor principal de 82 estudiantes de doctorado. Ha presentado cientos de charlas y talleres profesionales. Es autor o coautor de más de 60 libros académicos y cientos de artículos. Muchos de estos libros están disponibles gratuitamente en línea. Ver http://iaepedia.org/David_Moursund_Books.

En 2007, Moursund fundó Information Age Education (IAE). IAE proporciona materiales educativos en línea gratuitos a través de IAE-pedia , IAE Newsletter , IAE Blog y libros de IAE. Consulte http://iaepedia.org/Main_Page#IAE_in_a_Nutshell . Information Age Education ahora está completamente integrado en la corporación sin fines de lucro 501 (c) (3), Avance de la Tecnología y Educación Globalmente Apropiadas (AGATE) que se estableció en 2016. David Moursund es el Director Ejecutivo de AGATE.  

Correo electrónico: moursund@uoregon.edu

 

Comentarios de los lectores

Estamos utilizando el sistema de comentarios de Disqus para facilitar los comentarios y las discusiones relacionadas con este boletín. Para usar Disqus, haga clic en el enlace Iniciar sesión a continuación e inicie sesión. Si tiene preguntas sobre cómo usar Disqus, consulte esta página de ayuda.